El cuidado facial es importante en cada década en la que te encuentres. A los 40 aparecen las arrugas, a los 50 esas incómodas líneas de expresión, a los 60 la flacidez del rostro y pérdida de brillo natural y a los 70 podrías tener manchas de la edad.

A continuación, desvelamos el cuidado facial para mujeres sofisticadas a partir de los 60 años.

A partir de los 60 años el proceso de envejecimiento deja su huella sobre la piel en forma de arrugas, flacidez y pérdida de brillo, pero si la cuidas a diario se mantendrá sana y con buen aspecto a pesar del paso del tiempo.

Cuando eres joven lo habitual es que la piel tenga una apariencia flexible y con brillo. Ello se debe en gran medida a que las fibras que componen el tejido del rostro tienen una gran capacidad de retener agua y que con el paso del tiempo esa capacidad se va mermando. La consecuencia principal es que la piel pierde hidratación, deja de estar tersa y pierde el aspecto rosado.

¿La solución? Es fácil, se llama Golden Age. Se trata de una gama para el cuidado facial para mujeres a partir de 60 años que devuelve la firmeza y el aspecto rosado al rostro.

Además de emplear los tratamientos adecuados no te olvides que la alimentación hace mucho. ¡Bebe agua!. Beber agua es de suma importancia. Sin embargo, a esta edad el cuerpo suele pedir líquidos de manera menos frecuente que años atrás, por lo que deberás poner especial interés en beber, al menos, ocho vasos diarios de agua para mantener tu piel hidratada. Los alimentos con Calcio también son vitales. Recuerda que somos lo que comemos.

Afronta la pérdida de firmeza y luminosidad con Golden Age, el cuidado facial para mujeres sofisticadas a partir de los 60.