Hoy, vamos a hablar de cejas y a daros unos pequeños consejos para llevarlas totalmente perfectas.

Las cejas tienen que estar siempre muy bien depiladas. Si nunca te las has depilado, te recomendamos que acudas a un especialista para que te haga las cejas manteniendo siempre tu forma natural. Si ya las tienes hechas, estos son unos pequeños consejos para que entiendas como debería de quedar la forma y el arco de tu ceja, para que se asemeje a la forma de tu ojo.

El primer truco, es coger un pincel y colocarlo en la aleta de la nariz; los pelitos que se muestren por fuera del pincel, son los que deberíamos de retirar. Para llegar a la zona indicada, realiza la misma operación apoyando el pincel en la aleta de la nariz y en el iris lo juntarás, para observar donde comienza a levantarse la ceja. Y por último, para saber la longitud que tiene que llevar tu ceja, debes apoyar el pincel de nuevo en la aleta por un lado y en el extremo del ojo por el otro lado y ¡ahí tendrás la longitud ideal!

Uno de los pequeños trucos para los ojos hundidos, es llevar las cejas muy finitas y en forma triangular. Para los ojos pequeños debes retirar bastantes pelos del entrecejo, pero también dependerá de tus gustos y cómo te apetezca mostrar tus cejas.

Por otro lado, para rellenar las calvitas que suelen tener las cejas, selecciona el lápiz Contour Parfait nº 650 en tonos marrones, aunque dependerá del color de tu ceja. Si tienes las cejas negras, nunca apliques un lápiz negro pues endurecería tus facciones y afearía tu rostro. Si por el contrario eres rubia o castaña clara, usa un color que sea uno o dos tonos más claro que tu color de ceja.

La correcta aplicación consiste en ir rellenando sólo sutilmente los pequeños huecos donde están las calvas para luego difuminarlo.

Posteriormente, péinalas suavemente utilizando un pupillo o pequeño cepillo para cejas. Como truco, puedes usar el cepillo de una máscara de pestañas vieja que ya se haya secado; lo lavas bien para eliminar los posibles restos y las peinas cómodamente.


Sencillo, sin misterio y muy favorecedor. ¡Mantén tus cejas siempre cuidadas y perfectas!