¿Todavía no sabes qué es el maquillaje no make up? Entérate de cómo puedes conseguir una piel luminosa, de aspecto fresco y que, además, parezca que no te has aplicado maquillaje para conseguirla.

La técnica no make up lleva ya un tiempo como una de las tendencias que conquista a un mayor número de mujeres cada día por su acabado natural, luminoso y por la rapidez con la que se consigue. El truco para que parezca que has nacido con una piel resplandeciente es elegir tonos naturales que se parezcan lo máximo posible a los colores de tu rostro.

Sal a la calle con un maquillaje ‘efecto segunda piel’ perfecto para el día a día que, además, disimula tus imperfecciones con un acabado radiante. Y si eres una fiel seguidora de todo lo natural atrévete a llevarlo también en tus salidas nocturnas.

¿CÓMO PUEDES CONSEGUIR UN MAQUILLAJE NO MAKE UP?

Lo has adivinado, no necesitas mucho… lo imprescindible es hacerte con una base de maquillaje muy ligera y luminosa. En el resto del look puedes dejarte llevar por los colores que más te gusten: ¿un labial hidratante rosa o un toque de colorete en tonos melocotón?

Customiza tu maquillaje como quieras, nosotros te proponemos solo una de todas las posibilidades:

  1. Cubre tu rostro con una pequeña cantidad de una base de maquillaje ligera. Glam Beige es una elección que te encantará porque consigue un acabado fresco, natural y que simula un ligero toque de sol en tu piel. Además tiene SPF 20, muy útil para protegerte del sol en tu día a día.

    Truco: si aplicas tu base con una esponjita de maquillaje, humedécela un poco antes de utilizarla si quieres un acabado más ligero. Cuando está seca consigues más cobertura.

  2. Para darle un poco de color a tu cara utiliza un colorete en crema sobre tus mejillas. Esta textura se funde con la piel, consigue el acabado natural que buscas…¡y puedes difuminar el producto solo con los dedos!

    Truco: Es muy viejo pero efectivo, sonríe y aplica tu blush en las manzanas de tus mejillas porque así imitas la forma en la que te sonrojarías naturalmente.

  3. No tienes que prescindir de tu máscara de pestañas porque enmarcarás la forma de tus ojos y parecerás más despierta. Aplica una capa únicamente en las pestañas superiores y habrás terminado tu maquillaje de ojos. Fácil, ¿verdad?

  4. En los labios puedes aplicar un producto hidratante con color para mantenerlos suaves durante todo el día. Prueba con los acabados suaves de Sexy Balm que hidratan tus labios hasta 12 horas.

¿Te apuntas al efecto cara lavada?