Las trenzas son nuestro peinado favorito, ya que muestran un look femenino, delicado y siempre favorecedor. Hacerte una trenza es una opción cómoda y sencilla para transformar tu cabello en unos minutos e ir ideal, tanto si vas al trabajo, como a una cena informal o una fiesta con amigos. ¡Es el recogido perfecto!

Siempre te gusta tener tu melena recogida para estar más cómoda, pero también te gusta innovar en peinados. Si ya has pasado por la trenza ladeada, la trenza diadema o la que tiene forma de espiga, te traemos paso a paso una trenza que causará sensación con todos tus estilismos, ¡la trenza holandesa! ¿Quieres saber cómo hacértela tú misma? Sigue nuestros consejos y muestra un recogido distinto con trenza. ¡Estarás ideal en cualquier momento del día!

Tu trenza paso a paso

Seguramente has oído hablar poco de la trenza holandesa, pero cuando veas el resultado, se convertirá en unas de tus opciones favoritas de recogidos para el otoño que se avecina. Sigue nuestro paso a paso y muestra un peinado original y que sientan bien a todas las chicas. ¡Atenta!

1. Lo primero que debes hacer, es peinar tu flequillo o las capas mas cortitas de la parte frontal de tu cabello; así que para hacerlo, separa lo mechones, cárdalos con ayuda de un peine, aplica abundante laca Elnett para fijar y sujétalos con unas horquillas hacia atrás.

2. A continuación, selecciona un pequeño mechón de cada lado de tu cabeza y átalos con una pequeña goma transparente a la altura de la coronilla. Ahora, aparta esta coleta hacia delante para que no te estorbe y repite el mismo paso con mechones posteriores de la cabeza, realizando otra pequeña coleta independiente seguida.


3. Toma la primera coleta y divídela en dos, de tal forma que cada una de las dos mitades caigan cada una a un lado de la segunda coleta, que posteriormente pondrás hacia delante y sujetarás con una una pinza para que no te estorbe.

4. Ahora, es el momento de añadir un nuevo mechón de pelo a cada una de las dos mitades que hemos separado y lo juntamos todo nuevamente en otra coleta que ataremos con otra goma transparente. Después, vuelve a repetir los pasos anteriores con la coleta que habías dejado separada arriba. Sigue repitiendo estos pasos hasta que llegues a la nuca, te quedes con dos coletas y ya no te quede pelo suelto.

5. Cuando llegues al final, con la coleta que ha quedado suelta arriba, coloca una golilla a una distancia de unoscuatro dedos de la última. Seguidamente, abriremos un pequeño hueco por encima de la golilla que acabamos de poner e introduciremos el mechón ultimo que quedaba suelto debajo. Pondremos una nueva goma a la ultima coleta, así repitiendo los mismos pasos hasta llegar a las puntas y tener la trenza completa.

6. Por ultimo, recoge tu trenza con una goma final y con ayuda de los dedos abre un poco la trenza para que parezca más gruesa. Recuerda pulverizar laca Elnett para que la trenza permanezca intacta todo el día y... ¡Lista!

¿Qué te parece el resultado? Como has visto, una trenza holandesa se hace de la misma forma que una francesa o de raíz, solo que se va trenzando en el sentido contrario para que la trenza quede de relieve. Ten paciencia, practica mucho y...¡sorprende con tu recogido!