Aprender a hacer una trenza de espiga no es tan difícil como crees. Conviértete en una maestra de este tipo de recogidos y resérvala dar un aire diferente a tus peinados de fiesta.

La trenza de espiga es un clásico entre los clásicos. Este peinado es uno de los más deseados y lo eligen muchísimas famosas para conseguir un estilo juvenil y fresco en la alfombra roja. Si tienes una boda, un evento especial o te apetece probar algo diferente en tu próxima salida nocturna, atrévete con este recogido tan bonito y favorecedor.

La trenza de espiga tiene la inmerecida fama de ser un peinado difícil de hacer cuando la realidad es que es muy fácil. Solo necesitas tener claros un par de conceptos básicos para convertirte en toda una experta.

A continuación, te detallamos el paso a paso para aprender a hacer una trenza de espiga. No te pierdas el vídeo con el que podrás seguir el proceso fácilmente. ¡Vamos allá!

PASO A PASO: TRENZA DE ESPIGA

- PRIMER PASO: Carda la parte de arriba de tu pelo con la ayuda de un cepillo. Para hacerlo, sujeta los mechones delanteros en posición vertical y aplica #bighair de Stylista para un volumen total.

- SEGUNDO PASO: Para asegurar el cardado, coloca dos horquillar a ambos lados a la altura de la coronilla.

- TERCER PASO: Lleva toda tu melena hacia un lado, el que tú quieras, y aplica #braids de Stylista, la leche de peinado que aporta sujeción y brillo a la trenza. Después, divídela en dos particiones.

- CUARTO PASO: Coge un mechón pequeño de pelo de uno de los extremos y pásalo hacia el otro lado. A continuación, escoge otro mechón del extremo contrario y pásalo al siguiente. Repite el proceso una y otra vez hasta que llegues hasta el final del pelo.

- QUINTO PASO: Te aconsejamos que para atar tu trenza elijas una gomilla del mismo color que tu tono de pelo para que no se note.

- SEXTO PASO: Podrías dejar la trenza de espiga tal y como está, pero si quieres un acabado más formal lleva tu trenza hacia el otro lado y esconde las puntas en la parte de la nuca. Coloca algunas horquillas de moño para sujetar el recogido.

- SÉPTIMO PASO: Vaporiza laca a 20 centímetros del recogido para que aguante intacto horas y horas.

Súper fácil, ¿verdad? Ahora solo tienes que practicar antes de tu próximo evento para que ese día te salga perfecta a la primera. El secreto está en la práctica.