Por qué iluminar el pelo merece tanto la pena (y cómo hacerlo)

Por mucho que tires de sérum con vitamina C o de ‘highlighter’, a veces no hay manera de contrarrestar el tono apagado de tu cara. ¿Y si pruebas a iluminar tu pelo de una forma muy natural? Unos reflejos calculados o un aceite capilar pueden darte la vidilla que estás buscando. Por no hablar del cambiazo que va a pegar tu melena…

3 MANERAS DE ILUMINAR EL CABELLO ‘ALL BY YOURSELF’

Lo de la luz tenue está muy bien para crear un ambiente íntimo en tu salón, pero trasladado a tu cabellera como que no funciona. ¿Preparada para despedirte de ese pelo opaco y sin gracia? Tienes hasta 3 formas distintas de hacerlo.

Con aceites capilares

Te vas a llevar una grata sorpresa cuando pruebes los productos formulados a base de aceites porque son como un interruptor para la fibra capilar. Van de maravilla en los cabellos secos porque tienen propiedades nutritivas, aunque todas podemos usarlos —¡incluso las que lo tenemos fino!—. Y lo mejor es que no hace falta complicarse mucho para encontrarlos. En la gama Aceite Extraordinario de Elvive de L’Oréal Paris tienes todo lo necesario para iluminar tu cabello; desde el champú y el acondicionador (ahora con envases 100% reciclados y reciclables, salvo tapón y colorantes) hasta la mascarilla con aceite de jojoba o el Aceite Extraordinario Universal. Échalo en las manos, frota para activarlo y repártelo de medios a puntas. Let’s shine! 

Con un poquito de ‘foilyage’

Nos pasamos al terreno de la coloración. ¿Conoces la técnica foilyage? Pues quédate con este nombre porque es lo más buscado en iluminaciones para el cabello oscuro. Al igual que las balayage, estas mechas crean puntos de luz sutiles por todo el pelo. ¿La diferencia? Hay varias. Lo primero, van un pasito más allá en lo que a imitar el efecto de los rayos del sol se refiere, con tonos más claros (rubios o rojizos) que son visibles de medios a puntas. Después está la aplicación. Puede hacerse a mano alzada con pincel o con el cepillo de raíles que trae el pack Balayage Colorista Effects. En cualquier caso, hay que envolver los mechones pintados en papel de aluminio para facilitar la penetración de la mezcla. El resultado es una melena muy luminosa que se consigue en poco más de una hora y que le da chispa al rostro. 
Otra forma de iluminar tu pelo en casa es crear unas mechas con la técnica foilyage utilizando el pack Balayage Colorista Effects de L’Oréal Paris.

Con un tinte específico

Otra opción si no eres muy de mechas son los tintes de pelo que crean reflejos brillantes como los baños de color. ¿No has probado ninguno? Pues dejan unos destellos increíbles en el cabello. Importante: si te pasas al bando de las teñidas (ya sea integral o con unas mechas), plantéate usar una gama de cuidado capilar como Elvive Color Vive que protege el color hasta 10 semanas. Además, prolonga el brillo y nutre intensamente. 
Puede que te arrepientas de muchas cosas —aunque es mejor no mirar atrás, ya sabes— pero no te lamentarás nunca de iluminar tu pelo. Eso seguro. Tu único reproche será: “¿Por qué no lo había hecho antes?”.
Saltar the carrusel: iluminar-pelo

Usa estos productos

Si puedes iluminar tu pelo hoy, no lo dejes para mañana