Pelo sano y largo: 10 consejos para hacerlo realidad

Te has pasado la vida echando en falta al uno cuando tenías al otro y viceversa. Y no, frente a lo que “a priori” pueda parecer, estos dos adjetivos son de todo menos incompatibles —aunque tampoco “facilones”—. De hecho, han nacido el uno para el otro. Prepárate, porque tu proyecto pelo sano y largo por fin va a funcionar.

QUÉ HACER PARA TENER UN CABELLO LARGO Y SANO

Ni es tan sencillo como dejarlo crecer y ya está, ni es tampoco una cuestión de un día para otro; pero lo que sí que tenemos clarísimo es que es superfactible (¿o acaso no se lo ves a las demás?). Tenemos el producto —Magic Water Elvive Dream Long de L’Oréal Paris— y también los consejos. ¿Empezamos?

1. Desenreda en seco. Y más en un cabello de cierta longitud como el tuyo porque estarás previendo la rotura. Empieza por las puntas que es donde se forman más nudos y ve subiendo con precaución por el resto del pelo. El cepillado dos veces al día —puestos a pedir— no solo es bueno para la salud de tu melena porque activa la circulación del cuero cabelludo sino porque reparte la grasa capilar hidratando tu cabello (sin ensuciarlo, por supuesto). Un cepillo “raqueta” o un peine de púas anchas de madera son las mejores opciones para tu perfil capilar.

2. Presta especial atención al lavado. No subestimes la importancia de usar un champú específico para melenas XL porque que la cosa cambia, y mucho. La gama Elvive Dream Long de L’Oréal Paris está especialmente concebida para cabellos largos y dañados (gracias a la keratina vegetal y al aceite de ricino tu cabello estará más limpio, más ligero, menos encrespado y tus puntas más protegidas) y eso se nota en su fórmula. Empieza aplicándote el champú por medio de un masaje en raíz y cuero cabelludo —como te decimos siempre: sin implicar al resto del pelo y sin revolverlo— e insiste mucho en el aclarado.  

3. ¡Añade un nuevo gesto a tu rutina! Justo después de haber retirado bien el champú es el turno de Magic Water y de su tecnología lamelar. Aplícatelo solo sobre las puntas por medio de un movimiento de zigzag, masajéalo suavemente durante 8 segundos y, en ese tiempo, tu melena se transformará por completo: más hidratada, 10 veces más suave, 5 veces más brillante y completamente desenredada. Importantísimo: que también prestes mucha atención al aclarado y que si quieres potenciar el resultado luego utilices un secador. Por cierto, la botella de este producto está hecha con un 100% de plástico reciclado y reciclable, en pos del fuerte compromiso de L’Oréal Paris con la sostenibilidad.

¿Quieres un pelo sano y largo de nivel? Pues observa el poder transformador de Magic Water Elvive Dream Long de L’Oréal Paris. En solo 8 segundos tu pelo estará más hidratado, suave, brillante y desenredado.

4. El aclarado tiene su ciencia. Pues insistimos en lo que te acabamos de decir: enjuagar con agua fría —sí, toma nota de esto último— es clave para sellar las cutículas y no dejar que se escapen ni los activos de los cuidados aplicados con anterioridad, ni tampoco la hidratación. No habrás terminado hasta que el agua se deslice completamente transparente por tu pelo. Además, así conseguirás combatir el encrespamiento y aportar brillo a tu melena al ordenar las “tejas” que componen cada hebra capilar.

5. Nutrición e hidratación. Acondicionadores, mascarillas y aceites ¡os necesitamos! Nuestra recomendación en este caso en particular es la siguiente: después de haber empleado Magic Water utiliza el acondicionador de la misma gama para completar su acción (máximo 3 veces a la semana). Pero, de cualquier modo, acondicionadores y mascarillas son fundamentales para nutrir e hidratar tu cabello y, tratándose de una melena XL más aún (sobre todo por las puntas). Hablando de las cuales, en esta línea cuentas con un producto específico para ellas como la Crema Stop Tijeras que no solo las sellará, sino que también aportará brillo general y te facilitará los peinados. Acude a la acción más intensiva de la mascarilla una vez a la semana —ese día no necesitas acondicionador— y al Aceite Extraordinario Universal siempre que quieras.

Un pelo sano y largo necesita de nutrición e hidratación. Apórtaselas desde fuera con el acondicionador y la mascarilla de la gama Elvive Dream Long de L’Oréal Paris.
6. Protégelo del calor (pero también del frío). Las herramientas de calor como planchas, tenacillas o el mismo secador pueden poner muy en peligro a un cabello largo, sano y cuidado. Para evitarlo, ten en cuenta lo siguiente: dales un descanso de vez en cuando, usa el secador a una distancia prudencial y a temperatura media, y aplica siempre antes un protector de calor como el Sérum Stop Frizz de L’Oréal Paris. Aguanta hasta 230 grados centígrados e impedirá que abrases tu fibra. ¿Y contra el frío? Pues tan sencillo como cobijarlo y cubrirlo lo máximo que puedas.
): Si quieres lucir un pelo sano y largo debes protegerlo frente a las herramientas de calor. El Sérum Stop Frizz de L’Oréal Paris aguanta hasta 230 grados centígrados. ¡Todo un escudo para tu melena!

7. Recógelo con accesorios no muy tirantes. Coleteros e incluso peinados muy tensos no son buenos compañeros por razones evidentes: las probabilidades de rotura capilar se multiplican. Lo mismo te decimos cuando retires la humedad de tu pelo con una toalla; nada de estrangular ni de retorcer porque el vello, y más si es tan largo, puede romperse por la mitad fácilmente.  

8. Déjalo secar al aire libre siempre que puedas. Uno de los hábitos favoritos de muchas celebs, sobre todo en los meses de verano. Puede que te cueste desengancharte del secador pero, créenos, a la larga lo agradecerás. Si tienes un pelo manejable no lo dudes ni por un segundo.

9. Sanéalo cada tres o cuatro meses. Sabemos que tu objetivo dista mucho de pasar por la tijera, pero si quieres hacer las cosas bien y que tu pelo crezca sano y fuerte —por no hablar del estado de tus puntas— esta recomendación es un must.

Un pelo sano y largo depende muchísimo del estado de las puntas. Cortarlas cada tres o cuatro meses es la clave si quieres que tu cabello esté saludable por dentro y por fuera.
10. Muchísima constancia. Te lo advertimos al principio; no es solo dejarse el pelo crecer y crecer, es cuidárselo a diario. Quédate con este resumen: sin hidratación y sin proteger tu pelo del calor, no llegarás muy lejos.

Lo de conseguir un pelo sano y largo es como una carrera de fondo, ahora bien, una vez que llegues a la meta no vas a querer parar de mejorar.