Cómo mantener el pelo limpio durante el máximo tiempo posible

Si los días en los que te toca “pelo” están condicionando preocupantemente tu agenda —con otras palabras, la están conquistando—, ha llegado el momento de que tomes el mando radical. Y desde ya te adelantamos que tu forma de peinarte, de comer, de maquillarte y hasta de dormir influyen y mucho. Venga, vamos a “estirar el chicle” todo lo que podamos y a contarte cómo puedes mantener tu pelo limpio durante más días. Objetivo: ¡despejarte un poco la semana!

Las preguntas sobre este tema son infinitas: ¿cuánto tiempo dura el pelo limpio de media?; ¿cuánto más lo lave más se ensucia?; ¿cuánta cantidad de champú debería usar?; ¿cómo puedo llevarlo limpio sin lavarlo? A continuación vamos a intentar arrojar un poco de luz a todas ellas. Empezamos…

12 CONSEJOS PARA QUE TU PELO AGUANTE LIMPIO

CONSEJO
1

La pregunta del millón; ¿cada cuánto hay que lavarlo?

En vez de en una cifra de días acotada, fíjate más en cómo es tu pelo y, sobre todo, tu cuero cabelludo. Tómale la medida —esto de la frecuencia es personal e intransferible— y marca el ritmo de lavado según lo que te pida. De hecho, cada vez más expertos aseguran que lo mejor es que aguantemos sin lavarnos el pelo lo máximo posible mientras nos veamos bien por aquello de espaciar, pero que no hay necesidad ninguna de llevarlo sucio. Y no, desde ya te decimos que no tenemos una cifra de media para poderte decir “si te lavas el pelo correctamente te aguantará tantos días perfecto” porque todo dependerá de ti y de tu cabello.
CONSEJO
2

Más consideraciones sobre el lavado

¿Otro mito a aclarar? Que cuanto más lo lavas, más se ensucia. Los expertos nos dicen que tenemos que tener claro que las glándulas sebáceas no se activan por recurrir más o menos veces al champú sino principalmente por motivos hormonales. Resuelto lo cual, interioriza estos trucos:

  • Productos: acude a una línea completa de cuidado capilar acorde a las necesidades de tu pelo. En Elvive estamos seguras de que encontrarás la tuya. Así te cerciorarás de aportarle los beneficios que demanda y no otros.
  • Cantidades: más producto no es sinónimo de lavado impecable, incluso puede opacar y apelmazar nuestra melena. Con una nuez es suficiente. ¿Se te queda muy corta? Pues aclara esa y repite con otra.
  • Zonas: el champú sirve para lavar las raíces y el cuero cabelludo fundamentalmente, mientras que el acondicionador y la mascarilla se aplican de medios a puntas precisamente para no engrasar.
  • Ejecución: masajear el cuero cabelludo no solo no despierta la producción de sebo sino que es una forma supergustosa de “desterrar” la contaminación, la suciedad y, ya de paso, activar la circulación sanguínea que riega tus folículos pilosos. Vamos, que es la forma de aplicarte el champú.
  • Tiempos: no hay un límite establecido por lo que puedes recrearte tanto en el masaje como en el aclarado (y este último es sumamente importante). Si no te lo haces en profundidad, despídete de un pelo inmaculado.
CONSEJO
3

El aclarado es vital

¡Lo que te acabamos de decir! Tienes que aclarar muy pero que muy bien tras cada gesto que impliques en tu lavado (champú, acondicionador, mascarilla…) y así ir eliminando correctamente los restos de cada producto. Hazlo con agua tibia tirando a “fresquita” para que la cutícula se cierre, retenga los activos y no pierda la hidratación. Si vives en una zona donde el agua tiene mucha cal, prueba con un purificador para un aclarado óptimo. Por último, encárgate de retirar el exceso de humedad con una toalla delicadamente y a base de presiones. Nada de frotar.
Si quieres saber cómo mantener tu pelo limpio por más tiempo, uno de los mejores tips que te podemos dar es aclararte todos los productos Elvive que utilices muy pero que muy en profundidad.
CONSEJO
4

Desenreda con método

Hacerlo desde la raíz no es una buena idea. Al margen de que es muy posible que rompas por la mitad más de un cabello, arrastrarás el sebo hacia abajo. Mejor por secciones, empezando por las puntas, luego medios y, por último, raíces. 
El desenredado también influye a la hora de saber cómo mantener tu pelo limpio más días. Procura dar las menos pasadas que puedas por la raíz para no activar el sebo.
CONSEJO
5

Sécalo bien

Siguiendo con el tema de cerrar la cutícula, si intercalas golpes de aire caliente con golpes de aire frío, mejor para mantenerla cerrada. ¿Otro tip muy pro? Acuérdate de dirigir el aire de raíces a puntas. Así estarás dando volumen, ahuecándolo —sin que se aprecie— y consiguiendo que aguante más tiempo clean, clean.
CONSEJO
6

Todo lo que toca tu pelo, ¡también limpio!

Basiquísimo. Ten completamente aseados todos tus gadgets capilares. Esto aplica a cepillos, peines y herramientas de styling como planchas, tenacillas o rizadores que pueden acumular muchos restos de usos anteriores. Y, si su composición lo permite, lava de vez en cuando tus gomas y scrunchies.
¿Una regla básica para saber cómo mantener tu pelo limpio? Limpiar después de cada uso tus herramientas de styling. Ten en cuenta que acumulan restos de producto entre uso y uso.
CONSEJO
7

Nada de manosearlo

Ya somos bastante conscientes de la cantidad de bacterias, etcétera que podemos acumular en nuestras manos, así que no las traslademos al pelo. Si no eres capaz de controlarlo porque es un gesto completamente involuntario, quítate el tic con una coleta o trenza.
Otro requisito fundamental si quieres saber cómo mantener tu pelo limpio es no estártelo tocando cada dos por tres, ya que lo estarás engrasando.
CONSEJO
8

¿Qué pasa con el champú en seco?

Es la única manera de llevar el cabello limpio sin pasar por agua, por lo que se trata de un gran aliado para espaciar los lavados. Eso sí, ten presente que genera cierto residuo en las raíces. Si lo has utilizado —¡fenómeno!—, pero la próxima vez que acudas a un champú al uso acuérdate para hacer más hincapié tanto en el masaje como en el aclarado.
CONSEJO
9

La dieta, también limpia

Las harinas refinadas, los fritos, los lácteos y los alimentos ricos en azúcares y grasas no ayudan en nada a mantener a raya el sebo y la suciedad en nuestro cabello ni en nuestra piel. Come equilibrado para un pelo mucho más saludable en todos los sentidos.
CONSEJO
10

Pelo y piel

Si nuestra piel es grasa, mejor mantener nuestro pelo a una distancia de seguridad para que no transfiera. Sobre todo, si es fino, liso y si hay un flequillo de por medio. Hablando de piel, cuando apliques tus cremas y makeup, asegúrate de no meterte en el nacimiento del pelo evitándolo, por ejemplo, con una diadema o una toalla. 
Otra pequeña recomendación para saber cómo mantener tu pelo limpio es que cuando te apliques las cremas o el maquillaje lo hagas con la cara completamente despejada y evitando el nacimiento del pelo para no pringar.
CONSEJO
11

Atención a la ropa de cama

Las fundas de almohada y gorritos de satén y seda son dos soluciones para evitar que el pelo se encrespe durante el sueño. Pero lo que lo mismo no sabías es que estos tejidos también regulan la producción de grasa a diferencia del algodón que, además, absorbe la humedad. Importante: cambia la funda a menudo del mismo modo que lo haces con las toallas del rostro y así podrás descansar más que tranquila.
CONSEJO
12

Los accesorios

Nos referimos a gorros, pañuelos y sombreros. Son geniales para proteger el cabello del sol pero, si estás a la sombra, quítatelos para que el cuero cabelludo respire. 

Cómo mantener el pelo limpio para que dure y dure depende de muchas aristas: productos, rutinas, alimentación… ¿Has tomado nota de todas?