20 años: es hora de limpiar e hidratar

¡A los 20 años, nuestra piel es simplemente preciosa! Y lo ideal sería mantenerla así el mayor tiempo posible. Así que, ¿cuáles son los mejores secretos para mantener nuestro resplandor juvenil? Presta atención a los dos factores esenciales para el cuidado de la piel: ¡limpieza e hidratación!

¿Qué quiere decir eso en referencia a nuestra rutina de belleza? No es mucho para ser sincero, aunque existe una tendencia que consiste en invertir en cremas antienvejecimiento a temprana edad. Cosa que no es necesaria. Lo mejor es que te centres en los conceptos básicos para cuidar tu piel libre de defectos. Sencillos trucos sin filtros para hacer que luzcas radiante en tus selfis y fotos de perfil de tus redes sociales.
CONSEJO
1

El arte de la limpieza

Limpia cada noche tu piel, no importa si estás cansada o si has llegado de madrugada. Este gesto eliminará cualquier tipo de maquillaje, así como las partículas de contaminación y las impurezas. Dependiendo de tu tipo de piel y las texturas que te gusten, usa un agua micelar, una loción micelar o un gel limpiador espumoso. Continúa con un humectante o un spray de agua termal. Una buena limpieza es la mejor manera de mantener a raya los signos del envejecimiento. Al efectuar la limpieza por la mañana y por la noche, ayudarás a prevenir la aparición de arrugas en el futuro.
CONSEJO
2

La importancia de la hidratación

Cuando tenemos 20 años, incluir en nuestra rutina un humectante resulta tan importante como un limpiador facial. Hidratar nuestra piel es una manera segura de mantenerla flexible, rellenada y resplandeciente. Y por último, y no por ello menos importante, es una manera de ralentizar el proceso de envejecimiento. Un buen humectante hidratante es todo lo que necesitarás hasta que llegues a los 30 para mantener tu piel en buena forma.  Es un paso importante: si la barrera protectora de nuestra piel (la película hidrolipídica) no se conserva, nuestra epidermis se deshidratará. Cuando nuestra piel no tiene la hidratación adecuada, está tensa y seca. Nuestra tez está apagada y le empiezan a salir escamas. ¡Y ahí es cuando surgen las arrugas! ¿La regla de oro? Hidratar cada mañana y cada noche... ¡Lo sentimos, no hay negociación posible! Aplica un humectante facial formulado para que tu tipo de piel esté limpia y seca. Consejo útil: las lociones humectantes son mejores para la piel mixta o grasa y las cremas espesas son más aptas para la piel seca.  A medida que llegues a los 25, puedes empezar a usar un tratamiento para el contorno de los ojos. Se trata de una medida preventiva para evitar la aparición de las líneas de expresión. ¡Y las temidas patas de gallo! 
CONSEJO
3

Realza tu tez

La textura y el tono de nuestra piel son perfectos cuando tenemos 20 años. Pero a veces a todas nos gusta realzarla un poco. ¿La solución? Una BB cream multiacción que hidrata, reduce las manchas, elimina las imperfecciones, alisa la textura de la piel y protege nuestro rostro de los dañinos rayos UV. Sus ingredientes activos (por lo general, glicerina, alantoína y vitaminas) hidratan la piel y mejoran de manera inmediata su tono. ¡Un producto instantáneo que te hace ahorrar tiempo!
Saltar the carrusel: Body Care Articles

¿Quieres saber más?

También te podría interesar…

Saltar the carrusel: Full Range

Productos relacionados

También te podría interesar…