Me siento como si mi piel madura fuese a romperse

A medida que crecemos, nuestra piel se transforma: no es tan suave ni elástica como fue antaño y ha perdido resplandor y densidad. La piel más madura se vuelve más delgada y delicada. Pero no te preocupes; esto es un signo totalmente normal del envejecimiento de la piel y puede tratarse.

CONSEJO
1

Pérdida de densidad en la piel madura

El envejecimiento de la piel cambia tanto su estructura como su aspecto. Perder densidad es uno de los signos del envejecimiento que puede empezar desde una edad tan temprana como los 25 años. Es inevitable y un efecto secundario normal del proceso de envejecimiento de la piel. Con el tiempo, la producción de colágeno y elastina, que son responsables del aspecto juvenil de la piel, se reduce y, como consecuencia, la piel pierde su flexibilidad y elasticidad. El ácido hialurónico, que puede encontrarse de modo natural en nuestro cuerpo, se vuelve más escaso y es de peor calidad, lo que significa que la matriz extracelular pierde parte de su densidad. El rostro empieza a hundirse, los contornos de la cara tienen un menor apoyo y la piel se vuelve más delgada.
CONSEJO
2

¿Por qué nuestra piel se vuelve más frágil?

Entre los 30 y los 80 años, la velocidad a la que se regeneran nuestras células se divide en un 50 %, lo que conlleva el adelgazamiento de la capa epidermis viva. La capa dermis también pierde hasta un 50 % de su historial celular además de una notable cantidad de su capacidad para sintetizar colágeno, elastina y ácido hialurónico. Además de su densidad reducida, la función de barrera de la piel también se debilita. El resultado: la piel madura se enfrenta al problema de una piel frágil y muy delgada que a veces puede parecer que vaya a romperse. 
CONSEJO
3

¡Perder densidad no es el fin del mundo!

Para combatir la pérdida de densidad y la fragilidad en aumento de la piel, tienes que llevar tu rutina de belleza al siguiente nivel. Utiliza una crema que sea superhidratante por la mañana y por la noche para recuperar una piel tanto cómoda como suave. Además, apuesta por productos para el cuidado de la piel que sean ricos en o bien ácido hialurónico para ayudarte a rellenar las arrugas que empiezan a formarse y combatirlas o bien en calcio que, gracias a sus propiedades fortalecedoras, reforzará la barrera de la piel o bien en Pro-Xylane para devolver volumen al rostro. ¿Cuál es el objetivo principal de esta rutina de cuidado de la piel? Devolver la comodidad de una piel suave y densa además de combatir su envejecimiento.
Saltar the carrusel: Full Range

Productos relacionados

También te podría interesar…