Tipos de ondas de pelo que deberías tener en el radar

En tu radar ‘beauty’, obvio. Y es que aunque sabemos que de las últimas tendencias solo te quedas con las que para ti son carne de ‘crush’ —lo cual es loable—, aquí te traemos varias versiones de una que es de todo menos nueva, pero que se ha ganado a pulso nuestra insistencia. Tipos de ondas hay muchos, ahora vas a ver, y por eso mismo estamos seguras de que con alguno te espera un índice de compatibilidad muy alto. ¿Habrá 'match' o no lo habrá?

Ay, es que a nosotras nos encantan y a estas alturas, tanto por moda como por variedad, nos parecen todo un must. Eso sí, con ellas hay un hándicap y no es tontería: tienes que ser bastante mañosa con tus herramientas de pelo. Si ya lo eres, nuestras “bendiciones”. Si no, pues tutorial, tras tutorial para pillar el truco a las posiciones, rotaciones y al sentido en el que enrosques los mechones. Nuestro consejo es que al principio te concentres en que te salgan uno o dos formatos y luego ya se andará. 

7 ONDAS DE PELO QUE SE LLEVAN MUCHÍSIMO

Debajo te dejamos una buena tanda de inspiración para que sepas de lo que hablamos, de todo su potencial, porque vamos, por muy racional que seas, no nos creemos que ninguna te despierte nada en absoluto. Por cierto, la destreza corre de tu cuenta, pero un cable (o tres) en forma de fijación sí que te vamos a echar:

  • Sérum Stop Frizz de L’Oréal Paris. Este producto es ideal para controlar el encrespamiento, sellar tu peinado y escudar tu cabello del calor. No necesita aclarado y protege hasta 230 grados centígrados.
  • Aceite Extraordinario Universal. Todo un clásico clave para hidratar tu melena. Te recomendamos que te lo apliques —de medios a puntas— justo después de haber moldeado tu cabello para sublimar tus ondas y cargarlas de brillo y definición.
  • Laca Elnett. Sobre todo si tu pelo es muy liso o muy fino, te vendrá genial para mantener tus ondas en su sitio durante horas y sin acartonarlas lo más mínimo.

Y ahora sí, con todo esto sobre tu mesa —hablemos con propiedad; sobre tu tocador—, te presentamos los tipos de ondas del momento. Vamos, que podrían estar perfectamente dentro de la lista de peinados más top del 2021.

Ondas clásicas

Justo las que te estás imaginando. Las que te teletransportan directamente a una película de cine clásico. También se conocen como ondas al agua y puedes llevarlas muy marcadas o más relajadas como en la imagen. Eso sí, si las deshaces más perderán su esencia retro. Suelen trabajarse con la raya a un lado y desprenden tanta sofisticación que te recomendamos que te las reserves para ocasiones especiales.
Uno de los tipos de ondas de pelo más glamurosos que existen son las ondas clásicas. Consíguelas con el Sérum Stop Frizz, el Aceite Extraordinario Universal y la Laca Elnett de L’Oréal Paris.

Ondas ‘grunge’

Mucho más actuales que las anteriores. Arriba te hablábamos de teletransporte y aquí te hablamos de teletrabajo. Nos parecen una opción brutal para tu día a día por dos motivos: porque 'messy' y 'trendy' son sinónimos y porque necesitas soluciones exprés—y bastante resultonas— a la altura de los acontecimientos. Van a llamar la atención en tus videollamadas, ya lo verás. Advertencia: si te preguntan qué las diferencia de unas beach waves, la respuesta es clara: se emparejan en mechones más pequeños, son más borrosas, más despuntadas e informales.
Las ondas grunge son uno de los tipos de ondas de pelo más cool del momento. Bórdalas con el Sérum Stop Frizz y el Aceite Extraordinario Universal de L’Oréal Paris.

Ondas surferas

Fueron las responsables del boom de los cabellos ondulados hace ya varios años (popularidad que se mantiene intacta) y su expansividad no tiene límites. Piensa en los feeds de tus influencers. Puede que en el 35% de las fotos —sin exagerar— apuesten por este look. Si en su momento saltaron de las playas a las calles, por algo sería. Cuanto más rotas y más fieles a la esencia californiana, a la de tu melena recién salida del mar, mejor. Hay un truco rápido: repartir tu pelo en 4 moñitos o trenzas cuando todavía está húmedo y soltar cuando ya esté seco. Poner la cabeza boca a bajo y aplicar laca mientras rompes la onda con tus manos.
Las ondas surferas son el tipo de ondas de pelo más famoso que hay. Llévalas al siguiente nivel con el Aceite Extraordinario Universal de L’Oréal Paris.

Ondas suaves

Desiguales y muy naturales. Concentradas sobre todo de la mitad para abajo del cabello y, si nos apuras, en las puntas. La parte de arriba se respeta tal y como es, por lo que esta versión resulta pan comido para las suertudas que tienen el pelo liso. Eso sí, tendrán que tirar de laca para que no se quede en un visto y no visto. Son famosas por ser unas de las más fáciles de conseguir porque solo implican dividir el pelo en dos secciones y con una plancha ir enroscando los mechones (superiores e inferiores) de forma horizontal, hacia dentro y mediante un giro que no supere los 180 grados.
Las ondas suaves tienen fama de ser el tipo de ondas de pelo más fáciles de reproducir. Háztelas supernaturales con el Sérum Stop Frizz y el Aceite Extraordinario Universal de L’Oréal Paris.

Ondas definidas y marcadas

Nada, este tipo de onda de pelo no se anda con miramientos. Es decir, ni se deshace para parecer más espontánea, ni se cepilla para perder determinación, ni tiene problemas en reconocer que es resultado de una serie encadenada de diestros movimientos con la plancha o con las tenacillas. Más bien con las segundas. Posdata: sí rotundo a las ondas con flequillo en cualquier modalidad. Son uno de los fenómenos de la temporada.
Un tipo de onda de pelo que puede ser muy interesante incluir en tu repertorio son las ondas definidas y marcadas. Sácales el máximo partido con el Sérum Stop Frizz, el Aceite Extraordinario Universal y la Laca Elnett de L’Oréal Paris.

Ondas rizadas

Digamos que son un híbrido: un poco de rizo y otro poco de onda. Es una opción perfecta —y comodísima— para los curly hairs, especialmente en formato XS. La teoría es simple, abrir el ensortijado natural del rizo y perfeccionarlo por el camino. La práctica otro cantar. Pero el secreto está en aprovechar la forma del bucle lo máximo posible y dotarla de amplitud con ayuda de las tenacillas. La parte de la coronilla ni te la toques. Así no alterarás tu volumen y el resultado será de lo más natural.
Las ondas rizadas son un tipo de onda de pelo que queda especialmente bien en pelos cortos. Aplaca el encrespamiento con el Sérum Stop Frizz de L’Oréal Paris y presume de ellas.

Ondas de almohada

Las demás bueno, unas más y otras menos; pero estas sí que sí deberían entrar a formar parte inmediatamente de tu repertorio de peinados fáciles y socorridos. Y lo bueno es que junto con las 'grunge' y con las surferas, puede que sean de lo más 'cool' que existe en materia de “ondulamientos” ahora mismo. Muy en sintonía con el Tousled Hair, ¿te acuerdas de esas ondas rotas de un solo giro?, reciben este nombre porque puedes conseguirlas humedeciéndote un poco el pelo y yéndote a dormir con una coleta baja. Pero no pegada al cuello, si no más cerca de la nuca. A la mañana siguiente tendrás que cepillar en profundidad para desdibujar la marca de la goma y aplacarla, pero también cambiar la orientación de tus puntas para crear ese efecto de ola tan sutil. Merecerá la pena 100%.
Un tipo de onda de pelo supertrendy son las ondas de almohada. Apórtales brillo y definición con el Aceite Extraordinario Universal de L’Oréal Paris. ¡Pura tendencia!
Antes te habíamos aconsejado que te quedaras con dos versiones para empezar a practicar, por lo que aquí va nuestra pregunta: ¿ya has elegido qué tipos de ondas de pelo van más con tu vida? Valora tranquila, que esto puede ser más difícil que encontrar pareja. 
Saltar the carrusel: tipos-ondas-pelo

Usa estos productos

No habrá tipo de onda de pelo que se te resista