7 ideas para regalar maquillaje a una ‘beauty junkie’ ¡y acertar!

Has probado a sorprenderle con un libro, con una colonia, con un abrigo; pero cero éxito. No hay nada en el mundo que le haga más ilusión que el maquillaje y es hora de que lo aceptes. ¿Ya lo has asimilado, verdad? Sabemos que al principio te quedas en “shock”, pero luego eres de reacción rápida. Así que nada: “Al César lo que es del César” y a una “makeup lover” pues igual. Tú léenos y ya verás cómo lo de regalar maquillaje también tiene su aquel.

REGALOS DE MAQUILLAJE PARA QUEDAR DE 10

La elección no puede ser random y, de hecho, debería ser bastante premeditada. Es decir, antes de comprar algo a alguien hay que hacer un estudio intensivo del destinatario (y de sus necesidades). Aquí te dejamos algunas bastante frecuentes para orientarte lo máximo posible en tu búsqueda del regalo perfecto.

Las bases con cobertura total le dan tranquilidad

Hay dos bandos claramente diferenciados. Las mujeres que huyen de las bases de maquillaje porque no les gusta la sensación que dejan sobre la piel y las que solo se ven bien con ellas porque las necesitan para unificar el tono de su rostro o corregir imperfecciones. Si tu objetivo entra dentro del segundo grupo, ya sabes.
Regalar maquillaje es toda una responsabilidad, pero si te lo curras y lo piensas bien, puedes triunfar. ¿Tu agasajada no puede vivir sin una base de maquillaje? Pues lo mejor es que le regales una de larga duración como Infalible 24H Fresh Wear de L’Oréal Paris.
Nuestra sugerencia: Infalible 24H Fresh Wear de L’Oréal Paris. Con cobertura modulable y de larga duración (también a prueba de agua y sudor) aguantará intacta durante todo el día y no dejará pruebas en la mascarilla, ya que no transfiere. ¿Qué hay que hacer para que se funda perfectamente con la piel? Hidratar el rostro previamente en profundidad y, para un acabado más jugoso aún, mezclar la base con unas gotitas de sérum o de la crema habitual. A continuación, aplicarla con una brocha o con las yemas de los dedos y olvidar el efecto máscara porque es un fondo de maquillaje superfresco. Por cierto, próximamente su fórmula será todavía más ligera y con SPF25 (incorporará protección solar). ¡Nosotras te avisamos!

Las ojeras son su enemigo número 1

Lo ha probado todo (masajes, contorno, frío…), pero cada mañana se lleva el mismo disgusto al mirarse en el espejo. Hay solución. Si esos métodos no han funcionado, el remedio va a pasar por una capa de chapa y pintura. Eso sí, sabemos que la meta es conseguir un acabado muy natural.
Si quieres regalar maquillaje y al destinatario de tu regalo le preocupan día sí y día también las ojeras, no lo dudes y regálale el corrector More Than Concealer de L’Oréal Paris
Nuestra sugerencia: More Than Concealer de L’Oréal Paris. Le valdrá para tapar las ojeras pero también para cubrir otro tipo de imperfecciones y, no te lo pierdas, para hacer las veces de fondo de maquillaje. Gracias a su textura elástica el resultado sobre la piel es como de una fina película, con el plus de que ofrece una cobertura completa. Tiene dos opciones: usarlo después de la base de maquillaje o utilizarlo después de haberse maquillado los ojos para limpiar todos los pigmentos que hayan podido caer y también iluminar. Un toquecito justo debajo del arco de la ceja —bien difuminado, por supuesto— ampliará la mirada. Recordatorio: para un acabado más ligero también se puede mezclar con el contorno de ojos o, si se utiliza para otras zonas del rostro, con la crema o el sérum.

Acaba de aprender a usar las sombras de ojos

Lo de las sombras es un mundo aparte y ella lo acaba de descubrir. Aún sigue alucinando con cómo unos brochazos o unos simples toquecitos de color sobre el párpado pueden cambiar tantísimo la expresividad de la mirada. Intensidad, profundidad, magnetismo… Desde que ha aprendido a aplicárselas es otra. La culpa la tienen horas y horas de tutoriales.
Regalar maquillaje para los ojos es de lo más agradecido que hay. Sorprende con la paleta Eye Go Wild de L’Oréal Paris y transforma la mirada de cualquiera.
Nuestra sugerencia: paleta de sombras Eye Go Wild de L’Oreál Paris. Tiene 16 tonos en polvo para elegir y nosotras te lo reconocemos desde ya: la combinación de colores cerezas y dorados nos ha atrapado. Para terminar, un tip con el que estamos en bucle: golpe de brilli-brilli en el lagrimal ¡y venga luz para los ojos! Esto es tendencia y lo demás son tonterías.

Parece que nació con el “eyeliner” pintado

A muchas mujeres les cuesta sudor y lágrimas conseguirlo y otras, en cambio, es como si lo llevaran incorporado en su ADN. De hecho, alguna vez has dudado si tu futura agasajada se lo tatuó un día sin que te dieras cuenta. Pero no, se lo hace a pulso todas las mañanas y, solo por eso, se merece nuestro más sincero reconocimiento.
Regalar maquillaje a una experta en delineados de ojos es una maravilla. ¿Por qué? Porque elijas el delineador que elijas lo va a bordar. Sorpréndela con Perfect Slim de L’Oréal Paris y pasará a ser su nuevo must.
Nuestra sugerencia: delineador Perfect Slim. Y es que, con su pincel ultrapreciso, es facilísimo acertar con el trazo de una sola pasada. ¿Se le da más que bien? Pues recomiéndale que eche a volar su imaginación porque hay miles de versiones de rabillos y no se pueden llevar más. Para dar con la inclinación natural solo hay que continuar la línea de las pestañas inferiores y trazar un rabillo que luego se unirá y rellenará con la línea de las pestañas superiores. En la imagen está clarísimo. Prueba y error, prueba y error para, finalmente, ¡conseguirlo!

Sin su máscara de pestañas no es persona

Puede salir a la calle sin base, sin corrector y sin labial pero, eso sí, como se le olvide la máscara se vuelve a casa a ponérsela. Es como su talón de Aquiles y, a la vez, su máxima fortaleza. Dicho lo cual, tu objetivo está a tiro.
¿Siempre va con máscara de pestañas? Pues si te ha tocado regalarle maquillaje lo tienes tirado. Elige la máscara de pestañas Lash Paradise de L’Oréal Paris y triunfa.
Nuestra sugerencia: máscara de pestañas Lash Paradise de L’Oréal Paris. ¿Por qué? Por su aplicación ultrasuave —apta para ojos sensibles— y por el intensísimo volumen que confiere desde el primer segundo. La aplicación óptima es como en la foto: mirando para abajo y moviendo el cepillo en zigzag desde el origen de la pestaña hasta el final. Para una mirada más impactante, tan simple como repasar con una segunda capa. ¡Y no solo te quedes en el negro! El marrón se lleva a tope.

Siempre va con los labios impecables

Desde que la conoces no la has pillado ningún día en un renuncio. La saludas con los labios perfectamente pintados y cuando te despides de ella los tiene exactamente al mismo nivel. Lo mismo nos mata porque te vamos a revelar su secreto más secreto… Lo sentimos, pero es por una buenísima causa.
Regalar maquillaje a una mujer que siempre va con los labios pintados es sencillísimo. ¿Una apuesta segura? La gama de labiales Infalible 24H de L’Oréal Paris.

Nuestra sugerencia: la gama de labiales Infalible 24H. Efecto recién aplicado todo el día y unos tonos impresionantes en solo dos pasos: 

  1. Extender el producto con el pincel y olvidarse de los retoques. Su textura líquida está enriquecida con ácido hialurónico, lo cual evitará la aparición de grietas y el aspecto reseco.
  2. Bálsamo hidratante con colágeno. En el lado opuesto al pincel hay una barra de labios que se encargará de potenciar el color y evitar que estos se cuarteen.

Posdata: el granate que te proponemos es top y con su pincel no será difícil clavar la aplicación. Puede acompañarse de perfilador o no pero, si se busca volumen, es el truco para aportar mayor sensación de grosor.

Le encanta, pero nunca se atreve con el iluminador

Se queda embobada viendo vídeos y más videos en todas sus redes sociales pero, cuando llega la hora de la verdad, no se atreve a experimentarlo en sus propias carnes. Ni idea de por qué teniendo en cuenta que la teoría se la sabe de memoria…
No hay nada como regalar maquillaje si sabes que tu regalo contiene el poder de iluminar el rostro y la mirada. Las gotas Glow Mon Amour de L’Oréal Paris desconocemos si son mágicas, pero lo que es seguro es que son adictivas.
Nuestra sugerencia: gotas iluminadoras Glow Mon Amour. Como en muchas facetas de la vida más vale maña que fuerza y, en este caso, hay que concentrarse en una serie de puntos estratégicos: arco de cupido, barbilla, alto pómulo y hueso de la ceja. También vale un toquecito en el lagrimal y, si el cuello va al descubierto, en las clavículas. Si se funde bien con la piel es garantía de dejar a todo el mundo pillado con ese reflejo tornasolado tan hipnótico.

Regalar maquillaje es bien —muy bien— si cuentas con asesoramiento previo, obvio. ¿Te ha valido el que te hemos dado? Esperemos que sí. Y, en el fondo, tenlo claro, lo más importante es que pienses en la destinataria (beauty junkie o no) y que le pongas mucho, pero que mucho love. ¡Este año triunfas! Lo presentimos…